Revista Puerta de Embarque

Thuringia, el corazón pensante de Alemania

By on junio 3, 2015

Queda mucha Alemania por descubrir tras Berlín. Sin negarle su tirón a la vibrante metrópoli, ¿por qué no combinarla con otro destino menos conocido?

A escasas tres horas en tren de Alta Velocidad (ICE), ese destino es Thuringia, Estado federado que ocupa el corazón geográfico de Alemania e históricamente podemos definir como su brillante cuna, cultural e intelectual. Si pensamos en Goethe, en Schiller, en Bach, en Gropius y la escuela de la Bauhaus o en el propio Lutero, no tendremos más remedio que mirar hacia esta región germana que tras la Segunda Guerra Mundial quedó confinada en los límites de la República Democrática Alemana.

Bauhaus University
La ciudad más poblada de Thuringia –supera los 200.000 habitantes- y también su capital, es Erfurt. Una urbe tranquila, cuyo centro es prácticamente peatonal y donde la gente circula en bicicleta o en tranvía. Erfurt ha restaurado con minuciosidad y evidente desembolso económico sus bonitas casas de entramado de madera y edificios renacentistas dañados en la contienda bélica. Cada fachada posee un carácter propio y unos elementos decorativos diferentes. Pero puestas una junta a otra sobre la Marktstrasse, la principal arteria urbana, consiguen formar un conjunto estético perfectamente armonioso.

Erfurt-alemania
Aunque probablemente el rincón más encantador de Erfurt y su estampa más típica sea el Krämerbrücke, el “puente de los comerciantes”. Se trata del puente habitado más largo de Europa. En principio se construyó en madera, si bien en 1325 se optó con acierto por sustuir este material por la piedra. Hoy en día las casas están ocupadas por comercios, cafés, galerías y talleres artesanos donde adquirir piezas del típico cristal de Lauscha.
No muy lejos se encuentra el monasterio agustino al que a comienzos del siglo XVI llegó un monje llamado Martín Lutero. En 2017 se cumplirán 500 años de la publicación de sus controvertidas 95 Tesis. Con ellas, Lutero cuestionó el poder papal y sembró el germen de la Reforma. A pesar de la mayoría protestante en Thuringia, la colosal catedral gótica de Erfurt, donde el joven Lutero fue ordenado sacerdote, permanece hoy dentro del culto católico. El templo, consagrado a Santa María, es el monumento más importante de la ciudad, formando un conjunto singular junto a la iglesia de San Severo y dominando la Domplatz.

Goethe-weimar

EL CLASICISMO DE WEIMAR
La historia intelectual de Europa sería imposible de escribir sin Weimar, pequeña localidad situada a apenas media hora en coche de Erfurt y donde podemos hallar hasta ¡16 bienes declarados Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO! Antes de la célebre “República de Weimar”, desde el siglo XVI, con los pintores de la familia Cranach, fue una ciudad cultural. Pero es a finales del siglo XVIII y principios del XIX, bajo el mecenazgo de los duques de Sajonia-Weimar-Eisenach, cuando florece aquí una corte que ofrece apoyo económico y libertad a pensadores y artistas. Se denominó “Clasicismo de Weimar” y generó una de las etapas culturales más fructíferas en el viejo continente. Goethe, Schiller, Liszt, Herder… las mentes más brillantes de la época se dieron cita y vivieron en Weimar, donde se conservan en perfecto estado algunas de sus casas, reconvertidas hoy en cuidados museos.

Alemania-weimar
La Bauhaus es otro capítulo notable en la trayectoria cultural de la ciudad. Aquí nació la innovadora escuela de diseño y arte fundada por el arquitecto Walter Gropius sobre la idea esencial de que “la forma debe seguir al uso”. En 2019 se cumplirán 100 años de este movimiento y Weimar dará la bienvenida a su nuevo Museo Bauhaus. De momento, podemos visitar la Universidad Bauhaus y, en su interior, la habitación diseñada por Gropius de estilo carente de ornamentos. Pero ante todo Weimar es una ciudad hermosa, de líneas clásicas y armoniosas, donde pervive la presencia constante de la duquesa Ana Amalia. La mecenas decidió promover la creación de una gran biblioteca pública, de la que el propio Goethe fue administrador y usuario. En 2004 sufrió un terrible incendio, miles de sus preciados volúmenes fueron destruidos y su bella sala rococó quedó devastada. Restaurada meticulosamente, hoy la Biblioteca de Ana Amalia ha recuperado su esplendor original y el suave tono azulado que en su día contempló la duquesa,
siendo visita obligada en Weimar.

EISENACH, UN CASTILLLO CON MIL AÑOS
En la región de Thuringia hay más de 400 fortalezas, castillos, palacios… y ruinas. Afortunadamente este no es el caso del magnífico castillo de Wartburg. Esta fortaleza medieval corona el pueblecito histórico de Eisenach, lugar de nacimiento de Johann Sebastian Bach. Martin Lutero, excomulgado, tradujo entre sus muros el Nuevo Testamento al alemán y Richard Wagner encontró la inspiración para su opera ‘Tannhauser’. Se especula que Wartburg tendrá cerca de 1.000 años, pues la leyenda cuenta que fue fundado por Ludwig den Springer (Luis el Caballero) en 1067. La UNESCO lo declaró Patrimonio de la Humanidad en 1999.

Eisenach: Wartburg

LA GERMANY TRAVEL MART EN THURINGIA
El turismo es la primera fuente de ingresos en Thuringia, que el pasado año recibió 3,6 millones de visitantes. A sus atractivos culturales suma un entorno natural de montañas, valles, ríos y lagos, idóneo para los amantes del ciclismo y el cicloturismo, del senderismo y los deportes de invierno. Las ciudades de Erfurt y Weimar fueron las anfitrionas, a finales de abril, de la Germany Travel Mart, la principal feria de turismo receptivo de Alemania.

Más información:
www.visit-thuringia.com

About Mari Cruz Marina

Debes estar registrado para escribir un post Login