Revista Puerta de Embarque

Escala 1:10 del viaje de negocios

By on octubre 27, 2014

No hablamos de interpretar mapas, sino de calcular dimensiones. En este caso las que supone como negocio el viaje de empresa. Una escala exponencial porque el sector no ha bajado la guardia durante la crisis y ha sabido mirar más allá del mero control de costes.

El heterogéneo sector de los viajes corporativos –grandes y pequeñas empresas, actividades económicas en juego absolutamente diversas…- es un buen indicativo de la inteligencia empresarial que demuestra un país. En etapas económicamente tan difíciles como la que nos envuelve desde finales de 2008, afinar esta inteligencia –y no sólo contener los costes- es determinante para “sobrevivir” y para superar las dificultades como todos deseamos: reforzados. Y en este sentido las empresas españolas parece que no lo están haciendo del todo mal porque -aunque queden (muchas) asignaturas pendientes- han sabido gestionar eficazmente la relación entre viajes y gasto. Con menos recursos han logrado tener mayor presencia en un número creciente de mercados.

successful-business-travel
Así lo avala GEBTA España, grupo de agencias de viajes corporativos donde se integran los principales operadores de este segmento. Marcel Forns, su director general, explica que esta labor ha sido resultado de una colaboración estrecha entre las corporaciones y las agencias TMC’s (Travel Management Company, por sus siglas en inglés), cuyo papel es clave a la hora de aportar soluciones, know-how y servicios que permiten pasar a la escala más estratégica del valor del viaje y, a su vez, gestionar de modo seguro y eficaz el activo más preciado de las empresas: las personas.
El sector del viaje corporativo se ha familiarizado totalmente con términos como el ROI, un indicador clásico que mide el retorno de la inversión y que pone de manifiesto el efecto multiplicador del desembolso en viajes de negocio. El nivel alcanzado es 1:10. “Es decir, 10 euros de retorno por cada euro invertido en viajes de empresa en el exterior”, subraya el responsable de GEBTA España, ofreciendo una escala que, a la inversa, advierte veladamente de lo que se dejaría de ganar si se renuncia a viajar. En términos de valor comercial, los datos de la agrupación, revelan que por cada euro gastado en viajes de negocio las empresas españolas generan de media 105 euros de valor en exportación.

convention

GASTOS QUE SALEN A CUENTA
A esta ventajosa “escala” le queda además recorrido “si, como nos indican los propios viajeros de negocio, las empresas son capaces de mejorar las condiciones de viaje, facilitando entornos adecuados para trabajar y descansar”, puntualiza Forns. GEBTA España viene impulsando desde hace algún tiempo una corriente de pensamiento innovadora en este sentido, que predica las ventajas de eliminar “costes ocultos”, como el que acarrea el estrés de los viajeros de negocios. Algo que a nadie se le escapa por lo obvio, pero que tampoco nadie había puesto sobre el tapete.
Dicho de otra forma, procurar a este viajero unas mejores y más confortables condiciones de viaje, aunque eleve en principio la factura del desplazamiento, sale a cuenta al final. Un ejemplo: si permitimos que el viajero mantenga un entorno de trabajo (“workcenter”) durante el viaje que le permita aprovechar el tiempo del desplazamiento para trabajar y reducimos en lo posible el impacto del resto de elementos que le generan estrés durante un viaje (conexiones deficientes, vuelos largos en clase turista, pérdida de equipajes, etc.), su productividad se incrementará notablemente… y el beneficio será para la empresa.
Aunque todavía está por cuantificar lo que supondría la eliminación de los diversos costes ocultos y la maximización del tiempo destinado al viaje de empresa, se ha abierto un camino interesante para avanzar y las empresas harían bien en tomar buena nota.

businesstravel

CIERRE DE 2014 EN POSITIVO
Como resultado de algunos de los factores ya mencionados, especialmente que las empresas se han enfocado en el control de los costes pero sin renunciar a viajar, el sector de los viajes de negocios afronta el último trimestre de 2014 con buenas perspectivas. “De mantenerse el status quo actual, prevemos continuidad en el presupuesto destinado para los viajes de negocios por parte de las empresas”, dicen desde GEBTA. Forns insiste en que “bien desarrollado, el viaje es negocio y es algo que nuestras agencias y las empresas tienen bien interiorizado, que ha llegado para quedarse en el new normal”.
GEBTA mantiene las previsiones que anticipó meses atrás, estimando un crecimiento de entre el 3% y el 4% en los viajes de negocios para el conjunto de 2014. Tendencia positiva y en línea con los incrementos de actividad que ya se registraron en 2013. No obstante, en términos de volumen de gasto esta actividad se traducirá en un aumento del orden del 1%. En síntesis, se mantiene la tónica del “viajar más por menos” y del uso eficiente y la optimización de la cuenta de viajes de la empresa.

airport-mice
La filial española de BCD Travel, firma internacional especializada en viajes corporativos con una facturación global que supera los 14.600 millones de dólares, confirma que 2014 está resultando un año muy positivo. “Parece que después de unos años complicados, la actividad comienza a remontar favorecida por las mejores perspectivas para nuestras empresas”, indica Juan Carlos González Martín, managing director de BCD Travel España.
A este respecto, González Martín reivindica la capacidad de respuesta que las agencias gestoras de viajes de empresa han demostrado. “El mercado del business travel se ha profesionalizado desde el punto de vista tanto del cliente como de la agencia; las empresas no buscan sólo un servicio de agencia de viajes, sino que esperan de nosotros que busquemos soluciones e implementemos mejoras para que la gestión resulte más sencilla y productiva”, añade.

CONFIANZA EN EL FUTURO
BCD Travel España mira el horizonte inmediato de 2015 con optimismo. “Absolutamente”, afirma su máximo responsable. Y agrega la razón: “hemos ‘sembrado’ mucho este 2014”. Una siembra que tiene que ver con alinearse del lado de sus clientes en la consecución de un objetivo meridiano: controlar los costes, ganándose así su confianza. “Hemos realizado esfuerzos inmensos en analizar hasta el extremo las inversiones de nuestros clientes para acompañarles en el ahorro y en la rentabilidad de sus viajes corporativos. Nos decimos consultores de viajes porque creemos en la gestión de cada cuenta como única”, afirma González Martín.

tecnologias
También se muestran esperanzados en el futuro en Halcón Eventos, la división de servicios MICE integrada en Globalia. Eduardo Meléndez Suárez de Lezo, director nacional de Eventos de Halcón Viajes y Viajes Ecuador, confirma que el cierre de 2014 encadenará cuatro años consecutivos de crecimiento, tanto en recursos como en facturación. “Para 2015 prevemos la confirmación del repunte en el sector de los eventos corporativos, ya que parece que la tempestad va dando paso a la calma”, anticipa.
El directivo de Halcón Eventos se muestra convencido de la vitalidad del sector. “Los eventos, como hito fundamental dentro de cualquier estrategia de comunicación, seguirán produciéndose, reclamando del proveedor cada vez una mayor especialización, tecnología y gran servicio”, detalla.

HOTELES, ESPACIOS SINGULARES PERO SIEMPRE CON WI-FI
Uno de los proveedores básicos en el sector de los viajes de negocios y el turismo MICE (meetings, incentives, conferences and events, por sus siglas en inglés) son los hoteles. Cadenas y hoteles independientes han hecho una apuesta firme por dotarse de instalaciones adecuadas para responder a esta demanda que puede garantizarles una fuente de negocio fuera de los periodos típicos de la actividad turística.
Petit Palace Hoteles, cadena urbana con establecimientos en Madrid, Barcelona, Sevilla, Bilbao y Valencia, suma cerca de una treintena de salones adecuados para la celebración de todo tipo de eventos. Mabel González, Mice Area Manager, explica que las características que suelen buscar los clientes son luz natural, ausencia de columnas, altura en techos y óptima acústica. Aunque hay otros aspectos importantes, como son la calidad de la oferta gastronómica y que el restaurante se encuentre cerca del salón que alberga el evento. “Y como tendencia, el cliente MICE se decanta por hoteles que ofrezcan espacios ‘especiales’, dentro del establecimiento, tales como terrazas, jardines…”, añade la responsable de Petit Palace, quien también subraya que paulatinamente está cobrando importancia la parte más lúdica; es decir, dinamizar los eventos con actividades complementarias. Se impone ser original.

hoteles
Un perfil distinto es de los Hoteles Elba, cuyos establecimientos se reparten en varias islas del archipiélago canario y la costa peninsular. Gian Carlo Porcu, director comercial y de marketing, resalta la capacidad para adaptarse a eventos de los más diversos presupuestos y temáticas. “Hoteles Elba es un auténtico especialista en crear ambientes especiales”, asegura. Además, ofrecen ventajas a los grupos de empresa, que pueden variar dependiendo del hotel escogido, desde bebidas incluidas a circuitos de talasoterapia. Pero cuando se le pregunta qué demanda esencialmente el cliente MICE, atención a la petición que encabeza la lista: “Una wi-fi de contrastada eficacia en todo el hotel. Es un cliente hiperconectado, que prioriza una buena y gratuita conexión wi-fi, así como -aunque parezca simple- enchufes en la habitación”. Y después, claro está, todo lo demás: “servicios de apoyo de traducción, transfer, espacios singulares para cenas de gala o clausura, buenas conexiones con el aeropuerto o el AVE…”

conference
Para algunos hoteles, especialmente si son independientes, hay un factor decisivo en este mercado: la ubicación. Es el caso del Hotel Emperador, localizado sobre la céntrica Gran Vía madrileña. De corte clásico, el establecimiento dispone de salones panelables que se adaptan a las diversas necesidades de tamaño, pero el espacio “estrella” es, como destaca Pilar Lanchas, su directora comercial, la azotea, en la décima planta del edificio, que ofrece más de 400 metros cuadrados y unas vistas excepcionales de Madrid. De nuevo, la apuesta por la singularidad.

CRUCEROS, INCENTIVOS A BORDO
En la búsqueda de un producto profesional que al mismo tiempo represente un “premio” para los viajeros, Pullmantur decidió apostar hace cuatro años por la organización de viajes de incentivos y conferencias a bordo de sus barcos. Pullmantur Meetings es el área de negocio encargado de atender a las empresas interesadas en convertir los cruceros en escenarios de ocio y negocio.

pullmantur-convention
Agenda a la medida de cada evento, espacios profesionales, una oferta gastronómica cuidada y atención profesional son las principales garantías que promete a sus clientes. Cristóbal Estalella, director de Groups, Mice & Charters de Pullmantur Cruceros, afirma que el sector de los eventos ha dado un salto cualitativo en los últimos años, “se ha profesionalizado y demanda propuestas diferentes y, sobre todo, calidad”. Los barcos de Pullmantur albergan más de 200 eventos al año con grupos que oscilan entre los 50 y los más de 2.000 participantes. “Las empresas han entendido que ofrecemos un producto único y que, más que eventos, diseñamos experiencias”, recalca Estalella.

 

COMPAÑÍAS AÉREAS, TODAS COMPITEN POR EL VIAJERO DE NEGOCIOS
El frequent flyer es un objetivo codiciado por las aerolíneas. Hace tiempo que los viajeros de negocios cuentan –y mucho- en los planes de negocio de las compañías. La última en lanzarse a su conquista con una estrategia a la medida ha sido Ryanair. La compañía irlandesa asegura que más del 25% de su tráfico es pasaje corporate. Con el propósito de incrementar el porcentaje ha diseñado su nueva clase Business Plus.
Pero hay aerolíneas para las que el viajero de negocios representa su principal cliente. Es el caso de Saudia Airlines, que mueve un tráfico de 13.500 pasajeros en el mercado español, el 60% de ellos es tráfico de negocios; el 40% restante se reparten entre el religioso y el vacacional. El incremento de las relaciones comerciales entre España y Arabia Saudí ha llevado a la compañía a aumentar en un 20% la clase business y primera clase en sus vuelos entre Madrid y Jeddah y Riyadh. Responde así a la creciente demanda de este servicio, que se ha más que duplicado en nueve meses, y que recibe al viajero en el avión con cortesías como su café con cardamomo y dátiles y una atención impecable.

Saudia Airlines. B777 First Class
Al igual que en caso de los hoteles, si hay un servicio que se percibe cada día más imprescindible también a bordo es el wi-fi. “Contamos con el servicio ‘habla y navega desde el cielo’, con el cual los pasajeros pueden utilizar el móvil y disfrutar del servicio wi-fi a bordo del avión”, explica María González Carmona, supervisora de Ventas y Marketing de Saudia para España y Portugal.

About Mari Cruz Marina

Debes estar registrado para escribir un post Login